EL VERANO SE ACERCA...

Una alternativa refrescante

Para aquellos que piensan que en el vino sólo con bajas temperaturas, tengan en cuenta que también viene bien en climas cálidos. Un buen vino blanco o un espumoso, por ejemplo, son ideales para los días calurosos. Además, si los combinamos con comidas livianas, como las ensaladas, pescado y fruta.